septiembre 26, 2013

Una historia de amor que es todo menos eso (Reseña: Tokio Blues)

3421809
Tokio Blues (Norwegian Wood) - Haruki Murakami
381 páginas | Editorial TusQuets
★★★★
Toru Watanabe, un ejecutivo de 37 años, escucha casualmente mientras aterriza en un aeropuerto europeo una vieja canción de los Beatles, y la música le hace recordar a su juventud, al turbulento Tokio de finales de los sesenta.
Toru recuerda, con una mezcla de melancolía y desasosiego, a la inestable y misteriosa Naoko, la novia de su mejor -y único- amigo de la adolescencia, Kizuki. El suicidio de éste les distancia durante un año hasta que se reencuentran en la universidad. Inician allí una relación íntima; sin embargo, la frágil salud mental de Naoko se resiente y la internan en un centro de reposo. Al poco, Toru se enamora de Midori, una joven activa y resuelta.
Indeciso, sumido en dudas y temores, experimenta el deslumbramiento y el desengaño allá donde todo parece cobrar sentido: el sexo, el amor y la muerte. La situación, para él, para los tres, se ha vuelto insostenible; ninguno parece capaz de alcanzar el delicado equilibrio entre las esperanzas juveniles y la necesidad de encontrar un lugar en el mundo.
Había escuchado poco sobre este autor y sus obras. Vi varios comentarios en otros blogs, en específico en De Pasta Dura donde Nath mencionó alguna vez a Murakami como uno de sus autores favoritos, pero nunca terminó por llamarme la atención al nivel que me urgiera buscar sus libros. Fue hace poco que me picó el gusanito de la curiosidad y me dije a mí misma: "Mí misma , ¿y por qué no?". Y pues sí. Así empecé a leer a este señor. Me fui a la biblioteca de la escuela y encontré varios de sus títulos. No leí la sinopsis de ninguno y tomé el primero que tocó mi mano.

Que cosa tan maravillosa. Fue toda una experiencia (religiosa) leer este libro. Para empezar, porque no tenía ni idea sobre qué iba a tratar (eso de ir a ciegas con un libro es de lo más emocionante, me sentí Indiana Jones). Y puedo comenzar a enumerar veinte razones más, pero para eso es la reseña, jojo.

Comienzo con la historia. En la sinopsis ya nos adelantan un poquito de lo que trata el libro y es justamente eso, a grandes rasgos. Conocemos a Watanabe, quien a sus treinta y muchos años, de repente se encuentra escuchando la canción Norwegian Wood de The Beatles. Ahí comienza un viaje por el callejón de los recuerdos que lo lleva a cuando tenía veintiún años y a su relación con Naoko, la ahora ex novia de su ya ex mejor amigo, el cual se suicidió y por eso todos esos "ex". Así comienza Tokio Blues. Un viaje en tren que a la vez puede simbolizar esa partida a un viaje por los recuerdos de Watanabe. Es una trama relativamente sencilla, en el sentido de que no intervienen varios puntos de vista, ni hay saltos en el tiempo. Es una historia con historias entrelazadas. Historias de personas comunes y corrientes, como tú y como yo. Historias en las que podemos encontrar varios aspectos y situaciones con las que nos podemos identificar. Me permito citar a Naoko por acá:
—Me sucede algo extraño. Durante el juego, cuando miro a mi alrededor dejo de discernir quién es quién y todos me parecen deformados. Un día se lo dije a mi médico y me respondió que mi impresión era, en cierto modo, correcta. Me explicó que no estamos aquí para corregir nuestras deformaciones, sino para acostumbrarnos a ellas. Afirmó que uno de nuestros problemas es la incapacidad de reconocerlas y aceptarlas. Y que, al igual que todos los seres humanos, tenemos un modo peculiar de andar, de sentir, de pensar y de ver las cosas, y que, por más que intentemos corregirlas, jamás lo conseguiremos.
Este es uno de los elementos que más me gustó del libro. Porque además, no sientes llegarlos a conocer al cien por ciento. Surgen elementos que se entrelazan con los diálogos que provocan que los personajes se vuelvan misteriosos entre ellos y un misterio para el lector. Tienen un grado de complejidad realmente disfrutable donde es sencillo vernos identificados en varias ocasiones. De repente puede rayar en la exageración con tantas situaciones similares y contextos que encaminan sus acciones hacia momentos extremos y dramáticos, pero vuelto a lo mismo, nunca dejas de sorprenderte.

Me parece importante resaltar el lenguaje que utiliza Murakami. No es un libro como todos los demás donde lees y los autores se limitan a descripciones "bonitas" y "detalladas", no. Murakami nos transporta por completo a los distintos escenarios donde se desenvuelven los personajes, todo con una narrativa lírica que puede llegar a ser poética. Por lo general, cuando veo un párrafo kilométrico en algún libro me da flojera nada más de verlo. Pero con él, tenía ganas de que llegaran esos párrafos enormes para poder disfrutar de su particular estilo de escritura.

Definitivamente es un libro para gozar. Un viaje de introspección que nos lleva a gozar de la narrativa con cada párrafo y en donde encontraremos más de una cita que nos pondrá a reflexionar sobre nuestras vidas, nuestro papel en el mundo y lo importantes que somos como seres humanos. Una historia que nos pone a pensar sobre las pérdidas en nuestras vidas y cómo lo importante siempre es salir adelante.

Si tienen oportunidad, búsquenlo y léanlo pues no se arrepentirán. Yo, por lo pronto, me iré a secuestrar más libros de Murakami de la biblioteca. Ya les platicaré más de mis patoaventuras. Y bueno, ¿se animan a leerlo? ¡Por cierto! Existe una película basada en el libro. Apenas voy a verla, pero si alguien ya la vio, ¿qué les pareció?
Goodreads | Book Depository

10 comentarios:

  1. Hace poco también me dieron ganas de leer a este autor, y precisamente deseo leer esta novela. Lo haré, ahora con tu reseña me han dado más ganas aunque me asusta que esos párrafos kilométricos que a ti te gustaron a mi me aburran, espero que eso no suceda. En cuanto a la película, no tenía idea de que existiera. Trataré de verla una vez lea el libro =)

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jaja, ¡pero si no son kilométricos! A mi me aburren mucho esa clase de párrafos, pero con Murakami los disfruté mucho. Ojalá te guste el libro y luego veas la película (y me digas qué tal te pareció). :)

      ¡Gracias por pasar, linda! ¡Abrazos!

      Eliminar
  2. Lleva tiempo en mi lista de deseos...
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ojalá lo puedas leer pronto, pues es un libro muy recomendable.

      ¡Saludos!

      Eliminar
  3. Increíble reseña, concuerdo contigo, Saludos!

    ResponderEliminar
  4. Increíble reseña, concuerdo contigo, Saludos!

    ResponderEliminar
  5. He leído muchas reseñas buenas y malas de este libro pero aún así tengo muchas ganas de leerlo y es que se que las historias japonesas pueden ser de situaciones cotidianas y aún así me gustan, espero que este libro también. Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y a eso súmale el particular estilo de Murakami: una joya. :) Ojalá puedas leer el libro pronto. :) ¡Un abrazo!

      Eliminar
  6. ¡Buenas! Me compré este libro con muchas ganas de empezarlo después de haber probado otra novela del autor, Crónica del pájaro que da cuerda al mundo (lo disfruté muchísimo). Pero se ha quedado un poquito aparcado en mi estantería. A ver si me animo a leerlo pronto.
    Saludos.

    ResponderEliminar

Hola, querido unicornio viajero entre mundos.
Este es un espacio para la libre expresión, nunca temas expresar lo que piensas. Una regla: aquí se prohibe el spam. :)
¡Felices lecturas y gracias por dejarme tu opinión!

 
Libros entre mundos. Design by Marloz